placeholder
header

home | Archive | analysis | videos | data | weblog

placeholder
news in other languages:
placeholder
Editorials in English
fr
Editorials in Spanish
esp
Editorials in Italian
ita
Editorials in German
de

placeholder

Venezuela Hoy, Septiembre 21 de 2004

Por A.C. Democracia y Desarrollo

LA OEA ESTRENA SECRETARIO GENERAL - El nuevo Secretario General de la OEA inicia su gestión con signos de buena suerte. Chávez proyectaba robarse el show en el acto de recepción del cargo. En su Aló Presidente del pasado 19 confirmó que al día siguiente estaría en Nueva York, participando en la Cumbre Mundial contra la pobreza, para apoyar las propuestas de Lula e insistir en las propias sobre un Fondo Mundial. Anticipó que dialogaría con Kofi Annan, Lagos, Lula, Chirac y Rodríguez Zapatero. Anunció que el Consejo de las Américas le tenía organizada una reunión con representantes de doscientas grandes empresas norteamericanas, entre las cuales estarían las agencias de riesgo que analizan nuestra economía, los inversionistas interesados en Venezuela y los medios de comunicación más importantes de EEUU. Omitió lo que era vox populi en el mundo diplomático caraqueño. En la ONU, un encuentro con Colin Powell, como testimonio de la nueva relación que ambos países tratan de acordar. Su agenda incluía llegarse hasta Washington para estar presente en el acto protocolar donde Miguel Ángel Rodríguez asume formalmente el cargo. En el evento sería inevitable el encuentro con Bush.

Aparte de tales incomodidades, el embajador venezolano en la OEA, en una entrevista para VTV (el canal del estado), el jueves 16, había delineado lo que serían las declaraciones de Chávez en el acto de la OEA: “Venezuela se siente ahora más segura, más tranquila, más identificada con la OEA, bajo el liderazgo del expresidente Rodríguez”. El entrevistador preguntó al Embajador Valero si tal seguridad se relacionaba con la ayuda venezolana para obtener los votos caribeños, lo cual negó. “Venezuela se va a sentir mejor interpretada por el nuevo Secretario, porque su perfil y trayectoria nos hacen pensar que mantendrá una actitud de ecuanimidad”. La buena suerte de Miguel Ángel Rodríguez pudo ser infortunio fatal para Chávez, si es cierta la versión oficial sobre las razones que le obligaron a cancelar el viaje. Al mediodía del lunes 20, el Ministro de Información anunció la suspensión: “una falla en el avión presidencial detectada momentos antes del despegue...razones de orden técnico obligaron a abortar el despegue de la aeronave debido a una falla en el motor de arranque”.

Para el expresidente de Costa Rica se disipó el seguramente desagradable efecto Chávez, en el acto solemne de asunción de su cargo. Necesitará que igual fortuna le siga acompañando en el desempeño, pues sus tareas inmediatas son ingratas, tienen que ver con la frondosa burocracia que le deja su antecesor, un presupuesto deficitario y la reestructuración. Las tareas mediatas pueden ser gratas pero tremendamente difíciles. Son los desafíos que la paz, la equidad social y la democracia en América Latina le plantean a la OEA .

EL LEGADO DE GAVIRIA

El embajador brasileño en la OEA, Walter Pecly Moreira, en su Informe al Consejo Permanente sobre el referendo venezolano, dio por cerrado el caso. Su sentencia fue confirmada por Lula, en reciente reunión con Chávez en Manaos. Sin embargo, Gaviria, en su Informe sobre la facilitación hizo una relación de lo ocurrido desde el 13 de abril de 2002 hasta el 15 de agosto de 2004, lo cual le mereció a Chávez expresiones poco amables: ambiguo, irresponsable, indigno, mentiroso. Según la oposición (Quirós Corradi, su negociador en el CNE), Gaviria desnudó el proceso del referendo de lenguaje diplomático, para concluir, que si bien no está en condiciones de calificarlo de fraudulento tampoco está dispuesto a cerrarle esa posibilidad. En efecto, según Gaviria “es importante que se aclaren todas las dudas que existen. Debería ser posible que se trabaje con ese propósito...La oposición ha entregado pormenorizada lista de aspectos que consideran ilegales o ajenos a los estándares internacionales... la OEA debe procurar que se valoren y examinen”. Para Gaviria, los temas de la libertad de expresión, derechos humanos, estado de derecho, siguen siendo importantes. Le preocupa el proyecto de ley que le permite al gobierno el control absoluto del poder judicial y la actuación poco trasparente del CNE. Espera que la OEA y específicamente la Secretaría General siga jugando importante papel en defensa de los valores democráticos.

Son el legado de Gaviria, conjuntamente con tres extrañas afirmaciones del Informe: a) la oposición puede alegar que asistió al proceso en condiciones que le imponían desventaja. “Es muy difícil crear condiciones de total equidad cuando se compite con cualquier Presidente no solo en Venezuela sino en toda Latinoamérica”; b) En los procesos electorales, “no toda imperfección, irregularidad o actuación discutible desde el punto de vista legal, califica para ser juzgada como fraudulenta”; c) el gobierno ha ido consolidando su control de todos los poderes públicos, “lo cual no constituye violación de ningún principio legal”.

Para la comunidad internacional el Caso Venezuela está cerrado. La oposición no espera que el CNE o la OEA declaren fraudulento el referendo revocatorio. Lo positivo del 15 de agosto es la convicción de que la crisis y la búsqueda de una salida son asuntos exclusivamente nacionales. Pero Latinoamérica ha puesto confianza en Miguel Ángel Rodríguez, “tiene todos los antecedentes para el éxito, como nunca antes se ha dado, en un Secretario General. Ha sido gobernante, presidente de una asamblea legislativa, ministro, empresario y catedrático universitario”. (Embajadora Gutiérrez Salazar dixit) Vale la pena agregar que también fue Presidente de la Organización Demócrata Cristiana de América.

El artículo 24 de la CDI compromete: “Las misiones de observación electoral se realizarán de conformidad con los principios y normas de la OEA”. Seguramente el nuevo Secretario General tendrá que preguntarse si las tres afirmaciones de Gaviria se corresponden con los principios y normas de la OEA sobre misiones de observación.

NO ES TIEMPO DE PESIMISMO

Según Maquiavelo: es más propio llevarse por la verdad real que por la imaginación. En la perspectiva del florentino habría que preguntarse cuáles son los intereses internacionales en relación con Venezuela. La respuesta es de Perogrullo: el petróleo, la posición geográfica y específicamente la condición de limítrofe con Colombia y Brasil.

El petróleo le dá a Chávez peso internacional. Su gobierno ha jugado con habilidad y provecho político. El discurso antinorteamericano de Chávez lo entienden Washington y la Unión Europea como ejercicio retórico. EE.UU. sigue considerando a Venezuela como suplidor seguro y país que honra la deuda externa. En base al petróleo Chávez tiene aliados fieles en el Caribe angloparlante y en otros países de la región. Petróleo y una audaz política exterior lo han acercado a China, Rusia, Irán e India. Según The Economist las multinacionales cortejan a Chávez. La franja petrolera del Orinoco, con las nuevas tecnologías, es otra Arabia Saudita.

Chávez no viajó a Nueva York, pero en la Asamblea General de la ONU, Venezuela gestionará su incorporación al Comité Económico y Social, la Comisión de Derechos Humanos y al Consejo de Seguridad, como miembro no permanente.

Tal es el escenario en que se consolida lo que prensa internacional ha bautizado LA ERA CHAVEZ. Sin embargo, no es tiempo de pesimismo o desaliento. La Constitución venezolana, en su artículo 6 dice que el gobierno de la República es y será siempre democrático, electivo, descentralizado, alternativo, responsable, pluralista y de mandatos revocables. El RR demostró que en Venezuela, según los números del CNE, hay cuatro millones de militantes de la democracia, de activistas comprometidos con sus valores, en términos cuasi heroicos. Es el 40% del electorado, cualitativamente constituye la columna vertebral de la Nación. Es el inmenso capital humano que demanda organización y definición de la ruta para hacer valer la Constitución. Es el desafío de la oposición democrática.

No es tiempo de pesimismo o desaliento. La Carta Democrática Interamericana proclama que nuestros pueblos tienen derecho a la democracia y sus gobiernos la obligación de defenderla y promoverla. La democracia es esencial para el desarrollo social, político y económico. Son elementos esenciales de la democracia, el respeto a los derechos humanos y las libertades fundamentales; el ejercicio del poder con sujeción al estado de derecho, la celebración de elecciones periódicas, libres, justas, el régimen plural de partidos y la separación e independencia de los poderes públicos.

Son grandes principios del nuevo Derecho Internacional Público. ¿Imaginación? Debemos confiar en que si no son verdades reales, al menos sean reales propósitos de mucha gente de buena voluntad que en el mundo mira hacia Venezuela.



send this article to a friend >>
placeholder
Loading


Keep Vcrisis Online






top | printer friendly version | contact the webmaster J.B. | disclaimer
placeholder
placeholder